Posteado por: Carlos Tito | 22 diciembre, 2008

¡UN PELIGRO LATENTE!


 
Por: Carlos Tito Gallardo Lavadenz
CI. 2819542 SC.
 

Los parches cosméticos, al Proyecto Oficial de Constitución realizados en el Congreso de la Nación, por los ¡dizque Parlamentarios de oposición!, no es otra cosa que un simple maquillaje al mamotreto masista, que enredó los términos jurídicos y los conceptos ideológicos que también son parte sustancial de su estructura, al priorizar lo jurídico y obviar lo ideológico, legitimaron un proyecto de Constitución con un trasfondo más amañado y más nocivo que el aprobado a sangre y fuego en la Glorieta (Sucre), refrendado en Oruro y corregido en La Paz.

Es por ello imperativo que los k’haras – (mestizos) que son mayoría nacional, realicen una lectura dividida o integral del “Nuevo Proyecto de Constitución Masista”, para que analicen imparcialmente sin fanatismos políticos, solo así podrán comprobar que sobre la cabeza de los k’haras – (mestizos) de la media luna, “pende de un pelo de crin de caballo la espada de Damocles”, ¡Un Peligro Latente!, que también arrastrará como un torrente incontenible a k’haras y tharas de occidente por más que griten a los cuatro vientos, que son partidarios del indigenismo, además los pobladores que habitan en la zona Sur de la Ciudad de La Paz, deberían preocuparse de morir envenenados, ¿O es que ya, se olvidaron de las amenazas vertidas por el Canciller Choquehuanca?.

Tampoco se puede pasar por alto al k’hara blancote ex ladrón y terrorista poncho rojo Alvaro García Linera que dice: “A los k’haras – (mestizos) hay que quitarles su capital económico, social, cultural y político, que se convierta por tanto en una estrategia de poder más incisivo y más sutil. Empobrecer al k’hara – (mestizo), romper sus relaciones sociales y mecanismos de asenso y reproducción social, menospreciar su formación académica, sus méritos y reconocimientos, así como destruir sus referentes simbólicos de pertenencia nacional (himno, bandera etc.), todo ello busca quitarle su sentido de vida”.

“En esa medida, conquistar el alma de los k’haras – (mestizos) será una tarea ardua, pues estos no renunciarán de manera voluntaria a su forma de vida, a su mundo y sentido de vida. La única vía posible consiguientemente, es la impulsada a través de la Asamblea Constituyente. Este escenario permitirá por tanto derrumbar objetivamente los soportes simbólicos de la cultura k’hara – (mestiza) y la forma de organización del Estado y de la sociedad. A partir de esta operación, al menos en teoría, se piensa que se allanará el camino de la conquista de su alma e identidad, se lo hará invisible, no reconocido social, cultural, económica, ni políticamente, se los hará insignificantes”.

Leer: EMANCIPACION Y CONTRA HEGEMONIA EN BOLIVIA – ESTRATEGIAS PARA DESTRUIR EL MUNDO K’HARA.

Fuente: http://www.eldeber.net/alv.htm

En la Nueva Constitución Política del Estado maquillada en el Parlamento, está moldeado el Proyecto Político del “MAS” con transfondo comunista, plagado de artículos discrecionales y arbitrarios, donde se afirman derechos y seguidamente se los niega, es una Constitución excluyente y racista que propugna dos clases de bolivianos de primera y de segunda, como lo exterioriza el Artículo 30.-textual:

CAPÍTULO CUARTO DERECHOS DE LAS NACIONES Y PUEBLOS INDÍGENAS ORIGINARIOS CAMPESINOS

Artículo 30. I. Es nación y pueblo indígena originario campesino toda la colectividad humana que comparta identidad cultura, idioma, tradición histórica, instituciones, territorialidad y cosmovisión, cuya existencia es anterior a la invasión colonial española.

II. En el marco de la unidad del Estado y de acuerdo con esta Constitución las naciones y pueblos indígenas originarios campesinos gozan de los siguientes derechos:

  1. A existir libremente.
  2. A su identidad cultural, creencia religiosa, espiritualidades, prácticas y costumbres, y a su propia cosmovisión.
  3. A que la identidad cultural de cada uno de sus miembros, si así lo desea, se inscriba junto a la ciudadanía boliviana en su cédula de identidad, pasaporte u otros documentos de identificación con validez legal.
  4. A la libre determinación y territorialidad.
  5. A que sus instituciones sean parte de la estructura general del Estado.
  6. A la titulación colectiva de tierras y territorios.
  7. A la protección de sus lugares sagrados.
  8. A crear y administrar sistemas, medios y redes de comunicación propios.
  9. A que sus saberes y conocimientos tradicionales, su medicina tradicional, sus idiomas, sus rituales y sus símbolos y vestimentas sean valorados, respetados y promocionados.
  10. A vivir en un medio ambiente sano, con manejo y aprovechamiento adecuado de los ecosistemas.
  11. A la propiedad intelectual colectiva de sus saberes, ciencias y conocimientos, así como a su valoración, uso, promoción y desarrollo.
  12. A una educación intercultural y plurilingüe en todo el sistema educativo.
  13. Al sistema de salud universal y gratuito que respete su cosmovisión y prácticas tradicionales.
  14. Al ejercicio de sus sistemas políticos, jurídicos y económicos acorde a su cosmovisión.
  15. A ser consultados mediante procedimientos apropiados, y en particular a través de sus instituciones, cada vez que se prevean medidas legislativas o administrativas susceptibles de afectarles. En este marco, se respetará y garantizará el derecho a la consulta previa obligatoria, realizada por el Estado, de buena fe y concertada, respecto a la explotación de los recursos naturales no renovables en el territorio que habitan.
  16. A la participación en los beneficios de la explotación de los recursos naturales en sus territorios.
  17. A la gestión territorial indígena autónoma, y al uso y aprovechamiento exclusivo de los recursos naturales renovables existentes en su territorio sin perjuicio de los derechos legítimamente adquiridos por terceros.
  18. A la participación en los órganos e instituciones del Estado.

III. El Estado garantiza, respeta y protege los derechos de las naciones y pueblos indígenas originarios campesinos consagrados en esta Constitución y la ley. Artículo 31. I. Las naciones y pueblos indígenas originarios en peligro de extinción, en situación de aislamiento voluntario y no contactados, serán protegidos y respetados en sus formas de vida individual y colectiva.

II. Las naciones y pueblos indígenas en aislamiento y no contactados gozan del derecho a mantenerse en esa condición, a la delimitación y consolidación legal del territorio que ocupan y habitan. Artículo 32. El pueblo afroboliviano goza, en todo lo que corresponda, de los derechos económicos, sociales, políticos y culturales reconocidos en la Constitución para las naciones y pueblos indígenas originarios campesinos.

Además la Nueva Constitución Política del Estado, en su artículo 191.- establece: La Justicia Comunitaria, ¡una justicia con normas y procedimientos inhumanos! como los suscitados en: Ayo-Ayo, cuando los indígenas torturaron y lincharon al alcalde quemándolo aún con vida, policías vejados, torturados y masacrados en la localidad de Epizana, son algunos ejemplos, pero el más espeluznante fue el protagonizado por los ponchos rojos de Achacachi, que al grito de ¡justicia comunitaria!, a un grupo de supuestos ladrones de ambos sexos los desnudaron, los vejaron, los flagelaron y los arrastraron por las calles del pueblo y no conformes con ello los rociaron con gasolina y los quemaron, ¡esa es la justicia comunitaria que protege Evo Morales Aima!

Si el 25 de Enero se aprueba la nueva Constitución ¡Dios salve a los k’haras – (mestizos) del rencor de Evo!, porque dicho mamotreto patrocina la reelección del mendaz cocalero, confiriéndole ¡el poder absoluto! para que no respete a nadie e imponga su proyecto político, a semejanza del “paraíso cubano” inspirado en la tesis marxista, negadora de las naciones, contraria a la existencia de las patrias; que reconoce solamente al Estado Socialista, frío, dominador, insensible con los ciudadanos y desconsiderado con los trabajadores y bajo su imperio totalitario y universal , se conculcan los derechos humanos y los derechos sindicales, es donde se vive con sueldos fijos y a ración de hambre.

Además el cholo Morales y su caterva de psicópatas masistas, cercenarán todas las garantías constitucionales, remplazarán a las FF.AA. y a la policía Nacional, con los ponchos rojos de Achacachi y cocaleros del Chapare, las Instituciones Democráticas serán silenciadas, los medios de comunicación serán avasallados y sus miembros encarcelados, alimentarán la dialéctica de la lucha de clases y el odio por los k’haras – (mestizos), clausurarán el Parlamento, para sustituirlo con la Asamblea de los pueblos originarios, nacionalizarán las cooperativas mineras, los ingenios azucareros, las empresas agrícolas, los establecimientos ganaderos, las industrias importantes del país, la enseñanza particular desaparecerá y ¡colectivizarán la tierra! Terminando con la propiedad privada que estableció la Reforma Agraria,

La estocada final llegará para los k’haras – (mestizos), cuando el cholo Morales obtenga el poder total, ¡entonces se acabará la libertad y el Estado de Derecho!, no existirá seguridad ciudadana y sus opiniones, sus bienes y sus facultades serán conculcados.

Santa Cruz de la Sierra, 20 de Diciembre de 2008.

Amable lector, agradezco y autorizo su publicación.

Anuncios

Responses

  1. La ideologia es tan solo eso, ideologia. Esta siempre encubre el poder. El poder por antonomasia esta siempre al lado del violento jamas al lado del que tiene la razon por imperio de la verdad. Los unos y los otros no son nada más que homunculos del poder ilusurio del arquetipo de Yun.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: